domingo, 13 de septiembre de 2015

Redes mainframe (supercomputador)



Este tipo de red se compone de una computadora central (mainframe o supercomputador) y de terminales conectadas a ella. La computadora central tiene como labor la totalidad de las tareas de procesamiento que se desarrollan en la red y, además, el almacenamiento masivo de toda la información existente. Para ello, el mainframe está formado por un hardware muy potente, como ser el uso de varios procesadores (CPU, unidades centrales de proceso) y un sistema de almacenamiento masivo muy voluminoso, además de mucha memoria RAM.

Las terminales están conectadas al mainframe central, y tienen un teclado y un monitor. Las tareas en este tipo de red se limitan a la entrada y salida de datos a través del teclado y monitor respectivamente. No tienen la capacidad de procesar ni memorizar información, pues no tienen procesador CPU ni memoria de almacenamiento. El teclado es empleado por los usuarios para transferir datos y decisiones al mainframe, y éste, a su vez, envía los resultados al monitor de la terminal. Otro dato que caracteriza a este tipo de red es que los usuarios de las terminales pueden utilizar únicamente el software de la computadora central.

La Figura 1 que vemos en la página siguiente muestra una computadora central tipo mainframe con sus terminales conectadas a ella.

Figura 1. El mainframe atiende todos los pedidos de procesamiento y almacenamiento de datos generados por las terminales.


Ventajas y desventajas de redes mainframe

Por ser redes centralizadas, los mainframes son muy estables y seguros en las funciones que les toque desempeñar; también tienen un alto nivel de seguridad y control de acceso respecto de la protección de la información. Además, son fáciles de configurar y administrar. Pero cuentan con una serie de desventajas: 

  • Si se avería el mainframe, toda la red queda inutilizada, pues hay una sola computadora central y las terminales son totalmente esclavas de ella. Comparando el mainframe con una red cliente-servidor, encontramos una primera desventaja: si se avería un servidor, seguramente habrá otros servidores que ocupen su lugar; además, los clientes son PCs (computadoras con capacidad de procesar y almacenar información), que tienen menos dependencia del servidor y pueden seguir trabajando independientemente, claro está, sin poder utilizar los recursos del servidor averiado.
  • Lo mismo ocurre si se avería el cableado de la red. En este caso, las terminales pierden comunicación con la computadora central y quedan completamente inutilizados, mientras que los clientes PC de una red cliente-servidor podrán seguir trabajando por su cuenta sin ningún problema.
  • Además, estas computadoras centrales son muy costosas, por lo cual, con el abaratamiento de las PCs, se tiende a usar otro tipo de redes menos centralizadas. Un ejemplo es el modelo cliente-servidor, donde las tareas de procesamiento, almacenamiento, impresión, etc. son realizadas por varios servidores (PCs muy potentes) especializados en ciertas labores, lo que hace compartir la carga del trabajo que se realiza en la red. Los clientes que acceden a los servidores a través de la red son también PCs, pero más económicas.


Espero haber ayudado en algo. Hasta la próxima oportunidad!







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada