lunes, 29 de mayo de 2017

Otras acciones para proteger el hardware y software



  • La limpieza… ¡no seas remolón!
Volver una y otra vez sobre el tema de la limpieza de los equipos es fundamental: muchas veces, este es un tema que se pierde de vista entre las tareas planificadas por el equipo de soporte técnico y, sin embargo, es un asunto muy importante. 
Claro está que a pocos les gusta limpiar los distintos componentes y el entorno de una PC, pero hay que vencer la pereza y prever un tiempo para llevar a cabo este cometido. Pues si entra tierra a la PC, por ejemplo, los ventiladores que airean al procesador, pueden no funcionar correctamente conllevando el recalentamiento de la máquina y los posibles problemas que se despliegan de esta situación. El polvo genera que los distintos dispositivos se comporten de una manera incorrecta. Por ello, es altamente recomendable que cada cierto tiempo te tomes el trabajo de limpiar los equipos.


Presta atención a los ruidos 
Otro tema vinculado al hardware sobre el cual es importante poner atención es el ruido que hace la PC. Si detectas que tu equipo se encuentra más ruidoso que en otros momentos, debes investigar qué es lo que está sucediendo.
Los ruidos fuertes y persistentes son anormales, y pueden deberse a la entrada de polvo en el ventilador, provocando el funcionamiento incorrecto de la PC. ¡Ten cuidado y revisa tu equipo!
Utiliza un removedor de partículas para eliminar la suciedad de los dispositivos y cuidar tu PC.

  • La “historia clínica” de tu PC
Un problema común entre quienes realizan soporte técnico tiene que ver con la capacidad de desarrollar una “historia clínica” de la PC. Esto consiste en chequear el software que se encuentra instalado y las actualizaciones que se hicieron sobre él. También permite verificar la posible existencia de programas instalados sin el consentimiento del usuario final, esto es, detectar la presencia de malware en la PC.

Windows 7 hace fácil esta tarea compleja, mediante el Historial de Confiabilidad. Para ingresar al mismo, debes escribir “confiabilidad” en el Menú Inicio de Windows 7 y, elegir la opción Ver Historial de Confiabilidad. 

Allí podrás ver una gráfica similar a la que utilizan los médicos para monitorear las funciones de nuestro organismo, que te mostrará la historia de tu PC. Podrás seleccionar “ver una clasificación diaria o mensual”, y también un informe de todos los problemas históricos ocurridos en la PC. 

Esta herramienta te mostrará toda la información referente a Errores de Aplicación, Errores de Windows, Errores Varios, Advertencias e Información.


Si haces clic en una fecha específica podrás ver los diversos tipos de errores ocurridos.

Y sobre cada uno, podrás obtener información adicional. Además, según el tipo de error, el sistema te ofrece ver detalles técnicos o buscar una solución por Internet. 
Para una clara interpretación visual de la información, en la parte izquierda del eje de coordenadas se muestra una escala del 1 al 10 (siendo 10 el “estado ideal”). 
Cada vez que la PC tiene algún inconveniente ese índice decrece. En tanto, cuando el problema se soluciona, comienza a elevarse nuevamente hasta llegar al número 10. 
De este modo, tendrás un control total acerca de lo que está sucediendo en tu PC.


¡Desafíate a ti mismo!

Pon a prueba tu capacidad de hacer un diagnóstico. Presta atención al siguiente caso hipotético: tu clase se encuentra trabajando en el salón de informática y un compañero te pide que lo ayudes porque su PC está funcionando demasiado lenta. ¿Qué harías para detectar el problema?

Ordena los siguientes pasos:



Espero haber ayudado en algo. Hasta la próxima oportunidad!

DESCARGAR PUBLICACIÓN